Psiconeuroinmunobiología

 

“Lo que el corazón quiere, la mente se lo muestra” (Dr. Mario Alonso Puig)

Epícteto  (1) dijo:

“Lo que turba a los hombres no son las cosas, sino las opiniones que de ellas se hacen. Por ejemplo, la muerte no es algo terrible, pues, si lo fuera, a Sócrates le hubiera parecido terrible; por el contrario lo terrible es la opinión de que la muerte sea terrible. Por lo que, cuando estamos contrariados, turbados o tristes, no acusemos a los otros sino a nosotros mismos, es decir, a nuestras opiniones. Acusar a los otros por nuestros fracasos es de ignorantes; no acusar más que a sí mismo es de hombres que comienzan a instruirse; y no acusar ni a sí mismo ni a los otros, es de un hombre ya instruido”

Esta frase de Epícteto es tomada como uno de los pilares fundamentales de la Psicología Cognitiva.

Sigue leyendo